junio 26, 2013

Cinco estrellas Euro NCAP para el nuevo CR-V

El nuevo CR-V, en la que es ya la cuarta generación de uno de los modelos clásicos de Honda, ha sido reconocido como uno de los coches más seguros de Europa al obtener la máxima puntuación en las pruebas de choques Euro NCAP: cinco estrellas. Una calificación que comparte con todos los modelos Honda que desde febrero de 2009, fecha en que se introdujo el nuevo sistema de valoración de Euro NCAP, han sido examinados: Accord, Insight, Jazz, CR-Z, Civic y, finalmente, el CR-V.

El sistema de evaluación Euro NCAP estudia la seguridad global del vehículo a partir de distintos aspectos como son la protección de los ocupantes en caso de impacto, la de los niños y peatones, además de las ayudas a la conducción de que dispone el conductor. El nuevo CR-V cuenta con múltiples elementos de seguridad que responden al compromiso de Honda con un lema, “Seguridad para todos”, que recoge la filosofía de la Compañía y su apuesta por desarrollar tecnologías que eviten los accidentes de tráfico y mitiguen las consecuencias de éstos. De ahí que la seguridad para conductores, pasajeros y peatones sea uno de los pilares más importantes de su programa de I+D.

Entre los elementos de seguridad incorporados en el nuevo Honda CR-V, que a partir de este otoño estará disponible con el motor diesel 1.6 i-DTEC, destaca el sistema avanzado de asistencia al conductor (ADAS por sus siglas en inglés: Advanced Driving Assist System). Éste es una combinación de tecnologías de última generación que incorpora el sistema de mantenimiento de carril, el control de crucero adaptativo –que mantiene automáticamente la distancia de seguridad con el vehículo de delante mediante radares– y el sistema de frenado para la prevención y mitigación de impactos, que detecta las situaciones potenciales de colisión y reacciona para limitar sus consecuencias.

Detalle del cuadro de mandos del CR-V

Detalle del cuadro de mandos del CR-V

Diseñados también para asistir la conducción activa de la persona al volante, el CR-V está equipado con otros sistemas como el de control de estabilidad y tracción; el de dirección electrónica adaptable al movimiento y el de parada de emergencia. Todos ellos pensados para asistir al conductor en el mantenimiento de control durante curvas, aceleraciones y maniobras súbitas; detectar inestabilidad en condiciones resbaladizas; o bien activar automáticamente el freno y las luces de emergencia cuando se detecta una situación de parada de emergencia.

Las cinco estrellas que las pruebas de Euro NCAP han otorgado al CR-V tienen en cuenta también los sistemas de protección a los ocupantes y peatones, un ámbito en el que Honda ha desarrollado distintas tecnologías de seguridad avanzada. Ejemplo de ello es la ingeniería de compatibilidad avanzada (ACE por sus siglas en inglés: Advanced Compatibility Engineering), esto es, el diseño de la estructura de la carrocería basado en una red de elementos que distribuyen la energía derivada de un choque de manera uniforme para reducir la fuerza transferida al compartimento de los ocupantes. Además el CR-V incorpora un sistema de mitigación de lesiones cervicales. Y pensando en los peatones, un frontal diseñado para absorber la energía la energía en caso de colisión con un peatón.

Si quieres conocer en detalle la seguridad cinco estrellas Euro NCAP que equipa al CR-V, aquí encontrarás los porqués de la máxima puntuación www.honda-crv.eu. Con este modelo ya son seis los avales de Honda.

19554_Euro_NCAP_Five_Stars_