febrero 9, 2016

El concurso King of the Hell, una descarga de adrenalina para los fans del Type R

Fueron 44 días de diversión y emoción al volante para los fans del Type R, aunque en exclusiva para los del Reino Unido, donde Honda celebró el concurso King of the Hell cerrando el 2015 por todo lo alto. El ganador, Muorali Selverajah, cumplió el que seguro que es el sueño compartido por todos los fans: disfrutar a fondo del Civic Type R en el circuito de carreras de Donington Park y llevárselo a casa durante un año.

Circuito virtual, emoción muy real

Sin embargo, el ganador no fue el único en disfrutar de la conducción. A lo largo de la campaña 13.800 fans de los coches de carreras acudieron al punto de encuentro en diferentes ciudades. El reto, conseguir la vuelta más rápida en el mítico circuito alemán de Nürburgring, conocido como el Infierno Verde. ¿El punto de encuentro? Un circuito virtual y al volante de la Xbox, una emoción muy real para muchos que provocó que algunos hasta se desplazaran de ciudad en ciudad para seguir la estela del road show de Honda y mejorar su tiempo en el marcador que llevaba la cuenta de los resultados conseguidos a lo largo y ancho del país.

La batalla final

Los 1.800 participantes que se calificaron en la primera fase compitieron de nuevo por el mejor tiempo en un simulador habilitado por Honda para correr el Gran Premio. La recta final del concurso fue tan o más emocionante como la de un Gran Premio real y con dos favoritos batallando por el primer puesto. Cuando ya parecía evidente que el ganador sería Muorali Selverajah, que llevaba días liderando el ranking, la competición dio un vuelco con la aparición de Stewart Duff, que se presentó en Glasgow y desbancó de un plumazo a Muorali con un impresionante tiempo. ¿Qué hizo éste? ¿Se rindió? No, Muorali decidió desplazarse a Londres y valió la pena: con un tiempo de 2:08:80 batió su propio récord y se proclamó Rey del Infierno.

Sin título 2

El gran día

La carrera en el simulador fue espectacular pero el momento más emocionante llegó de la mano de un coche privado que lo recogió en la puerta de su casa y lo llevó al circuito de Donington Park, territorio de los mejores pilotos de carreras británicos. Tras ser recibido por una comitiva formada por el piloto Gordon “Flash” Sheddon (Campeón del British Touring Car Championship 2015), el equipo de Honda y el Club de Propietarios de Type R (CTROC), Muorali se subió al coche junto a Sheddon, que aprovechó para darle algunos consejos.

El gran momento (vídeo) había llegado y Muorali cumplió su sueño de la infancia de ser piloto de carreras profesional por un día. Y no lo hizo nada mal. Demostró una gran habilidad al volante y marcó tiempos que levantaron más de una ceja entre los profesionales del circuito que lo observaban. Para completar el día, el nuevo Rey del Infierno volvió a la pista para competir con los miembros del club de propietarios de Type R y otros participantes. Los apasionados miembros del club corrieron como rayos al volante de sus Civic, pero nadie consiguió derrotar a Muorali, quien terminó el día regresando a casa en el Type R que será suyo durante un año.

Sin título 3

¿Te gustaría participar en la campaña Rey del Infierno en España?