junio 17, 2020

Potencia híbrida: el legado de la Fórmula 1 en el nuevo Honda Jazz

¿Para qué sirve la Fórmula 1? En cualquier deporte de automovilismo pasan más cosas fuera de la pista que dentro. Las derrotas se viven como dramas deportivos, pero en realidad son victorias: permiten avanzar en el desarrollo de soluciones tecnológicas que, después, se aplican en los automóviles que conducimos. Es el caso del nuevo Honda Jazz híbrido, cuyo sistema e:HEV está directamente inspirado en la tecnología híbrida de máximo nivel desarrollada por la marca en los circuitos.

En un fin de semana de Gran Premio los equipos de F1 capturan miles de millones de datos a través de los cientos de sensores instalados en cada monoplaza, cuyo análisis es crucial para este deporte. Durante las carreras, los ingenieros de F1 de Honda evalúan y modifican constantemente la relación de energía recuperada y entregada posteriormente por el sistema híbrido para ofrecer un rendimiento óptimo. Detrás de  las tres victorias y seis podios que en la última temporada consiguieron los equipos con motor Honda, Aston Martin Red Bull Racing y Scuderia Toro Rosso (ahora Scuderia AlphaTauri), está la unidad de potencia híbrida desarrollada por la marca para la F1, la RA620H, y los 60 años de experiencia de Honda en la élite de la competición del motor.

Pero los fracasos, en la F1 como en la vida, son aún más importantes que las victorias. “Cuando fracasas, aprendes cómo no fracasar”, decía Soichiro Honda,  el ingeniero fundador de la compañía. Y añadía: “A mí me encanta cuando planeo algo y fracasa: mi mente se llena con ideas de cómo puedo mejorarlo”. Para desarrollar el nuevo Honda Jazz, que llegará al mercado en los próximos meses, los ingenieros de Honda han adaptado al utilitario toda la experiencia ganada en la pista. En este sentido, el sistema e:HEV, que equipa los nuevos automóviles híbridos de la marca, nunca hubiera podido existir sin la participación de la compañía en competiciones del máximo nivel, con sus victorias y sus derrotas. “Si Honda no compite, deja de ser Honda”, decía el fundador.

La eficiencia lo es todo

En los circuitos, la eficiencia es fundamental para el rendimiento de los monoplazas, tanto en términos de potencia como de ahorro de peso. Dos factores determinan la potencia de salida: el caudal de combustible y la eficiencia del motor. La regulación de la F1 fija un caudal de combustible máximo de 100 kg por hora, de modo que lo único que los equipos pueden hacer para ganar ventaja es mejorar la eficiencia del motor.

Respecto al ahorro de peso, la normativa establece un máximo de 110 kg de combustible por carrera, que se contabiliza a parte del peso mínimo reglamentario del automóvil. Si un equipo consigue que sus monoplazas necesiten una cantidad de combustible inferior a la cantidad máxima permitida, podrán comenzar la carrera con un automóvil más liviano, lo que tiene un impacto directo en los tiempos de vuelta. Por cada 5 kg de peso reducido, un automóvil es aproximadamente dos décimas por vuelta más rápido.

Como explica Yasuaki Asaki, Head of Power Unit Development de Honda: “los equipos tienen que calcular meticulosamente qué cantidad de combustible utilizan para cumplir el reglamento deportivo”. Y añade: “la comunicación entre el ingeniero de pista y el piloto es clave para conseguir el mejor equilibrio posible” entre potencia y eficiencia.

¿Cómo funciona el nuevo Jazz híbrido?

La RA620H, la unidad de potencia híbrida de Honda para F1, está compuesta por un motor de combustión interna altamente eficiente de seis cilindros y 1600 cc, que se combina con un sistema de recuperación de energía. Como cualquier sistema híbrido avanzado, su funcionamiento se basa en la recuperación de la energía que generan los frenos y los gases de escape para producir un extra de potencia en la fase de aceleración y minimizar el retraso de actuación del turbo.

En el sistema híbrido de Honda, el e:HEV desarrollado recientemente para el Jazz, estos conocimientos se aplican a la vida real para proporcionar al conductor una relación potencia-eficiencia óptima en cualquier momento de la conducción.

Como la RA620H, el e:HEV recupera la energía y la aprovecha para cargar la batería y aumentar la potencia del motor, al mismo tiempo que asegura un rendimiento sólido, una transición impecable entre los modos de tracción y una experiencia de conducción agradable. Al igual que el Honda CR-V Hybrid, el nuevo Jazz Hybrid está equipado con dos motores eléctricos (generador e impulsor) compactos y de gran potencia conectados a un motor de gasolina DOHC i-VTEC de 1,5 litros, una batería de iones de litio y un innovador cambio automático de transmisión inteligente. Estos cuatro componentes funcionan conjuntamente gracias a la gestión de una unidad de control, que garantiza una respuesta del motor suave y directa.

¿Por qué corremos?

Competición y eficiencia energética no son términos contradictorios. En 2019, el Gran Premio de Hungría marcó el décimo aniversario de la primera victoria híbrida en la categoría reina, marcando el inicio de una nueva era para la Fórmula 1: la era híbrida.

El fuego que anima las carreras, de hoy y de siempre, es la ambición y las ganas de ganar. Sin embargo, lo que de verdad marca la diferencia es la voluntad de los equipos de prepararse y aprender, antes y después de salir a la pista. Este trabajo que ocurre fuera de tiempo es también el que da a la F1 su valor fundamental: un conocimiento tecnológico de máximo nivel aplicable a la vida real, no sólo en la automoción, sino también en otros ámbitos tan importantes como la cirugía, la investigación médica o la gestión de las redes de energía renovable.